THIS PAGE HAS BEEN ARCHIVED AND IS NO LONGER UPDATED.
We apologize for the inconvenience.
To find similar material or the current version of the page, please visit one the following resources:
Health Topics || Country Sites || News Releases || Our New Homepage


ESTA PÁGINA HA SIDO ARCHIVADA Y YA NO ES ACTUALIZADA.
Pedimos disculpas por la molestia.
Para encontrar material similar o una versión actualizada de la página, visite uno de los siguientes recursos:
Temas de salud || Sitios de países || Comunicados de prensa || Nuestra nueva página de inicio


Ginebra, 19 de mayo de 2014 (OPS/OMS) - La región de las Américas llamó a tomar acciones concretas e inmediatas en la mitigación de los efectos del cambio climático sobre la salud, para evitar, entre otras cosas, el incremento acelerado de enfermedades sensibles a las variaciones del clima, afirmó la ministra de Salud Pública de Uruguay, Susana Muñiz, quien habló en representación de la región en el plenario de la 67ª Asamblea Mundial de la Salud.

Minister
of Health of Uruguay Susana MuñizAdvirtió que de no tomar esas acciones, habrá un aumento en varias enfermedades como por ejemplo el cólera, la malaria, el dengue y el chikungunya, que recientemente fue introducido en la región.

"El cambio climático representa una de las grandes amenazas para la salud, es por ello que la protección de la salud humana deber ser un objetivo primordial que nos guíe para tomar acciones concretas y ambiciosas, incluyendo acuerdos sustantivos en las negociaciones de cambio climático", afirmó y añadió que la próxima Conferencia Mundial sobre Salud y Cambio Climático a la que la Organización Mundial de la Salud (OMS) está convocando en agosto, será una oportunidad para lograrlo.

La ministra de Uruguay resaltó las distintas iniciativas en las que los países de las Américas trabajaron activamente en la Asamblea Mundial: los recursos humanos en salud; la salud en la agenda para el desarrollo después de 2015, los planes y estrategias para el control de hepatitis, tuberculosis, acceso a productos bioterapeuticos, cuidados paliativos, psoriasis, sistemas de reglamentación, discapacidad, la implementación del Convenio de Minamata sobre mercurio y violencia, entre otros. También destacó el trabajo de la región en los debates sobre enfermedades no transmisibles, nutrición para madres y niños, entre otros temas.

La ministra se detuvo en el tema de la violencia y llamó a que sea abordado desde una perspectiva de salud pública y derechos humanos. "Si bien la violencia interpersonal afecta a todas las personas, entendemos que superar las inequidades de género como factor clave asociado a la violencia contra las mujeres y las niñas debe ser una prioridad en las estrategias nacionales", afirmó. La ministra uruguaya adelantó que cuando se apruebe esa resolución, la región de las Américas apoyará el trabajo de la OMS para la elaboración de un Plan de Acción Global para que el sector de salud pueda dar una respuesta adecuada.

Puede acceder al discurso completo en este enlace.